La variedad Changlot Real, catalogada hace algo casi un siglo ( Patac et al., 1954) en la Sierra valenciana de Enguera, presenta rasgos agronómicos como su gran resistencia tanto a la helada como a la sequía y la tuberculosis del olivo, su productividad media alta y su alto contenido graso,

Su entrada en producción no es muy rápida, la época de floración es media y suele producir sus frutos arracimados. La productividad de este olivo es elevada y alternante, con una época de maduración temprana y escalonada.

La Changlot Real tiene buena aptitud para la mecanización, pero la fuerza de retención de sus frutos es algo elevada.

El árbol tiene un vigor medio, porte abierto y la densidad de la copa es espesa. La forma de la hoja de esta variedad de olivo es elíptico-lanceolada, de longitud media, anchura media y curvatura plana. Es sensible a la enfermedad de la tuberculosis y resistente a la mosca.

Su nombre procede de su tendencia natural a presentar varios frutos por inflorescencia, como si se tratara de un racimo de uvas, se conoce también como chancló, changló, changlotera, racimal, racimilla, dulce o carlón. El fruto, que también es apto para el consumo de mesa, es de tamaño mediano con un peso medio-alto, de forma ovoidal y de color negro cuando alcanza la madurez.

En España se cultivan alrededor de 5.000 has de changlot real, la inmensa mayoría en la Comunidad Valenciana, sobre todo en las comarcas alicantinas del Alto y Medio Vinalopó, aunque también en las valencianas del Valle de Ayora y la Plana de Requena-Utiel, existiendo plantaciones de moderada extensión en otras zonas de la Península, como Andalucía, Navarra o Madrid.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información ACEPTAR

Aviso de cookies